Mis publicaciones

A partir de la idea que la conciencia es el punto central del trabajo psicológico transpersonal, la decisión de explorarla trae consigo un signo de despertar espiritual.
Es importante entonces ir aprendiendo a ampliar y transformar la propia conciencia. Las transformaciones individuales afectarán directamente a la evolución de la Humanidad.

Mis publicaciones

Mis publicaciones
Blog original Clik sobre la imagen

Me comprometo a Ser Mujer

giovedì 27 settembre 2012

Ten cuidado de la luna ...

"El inconsciente algo tiene que transmitir a la conciencia."
C.G. Jung

Estando en tierra firme, envueltos en las protectoras capas de lo cotidiano, a la luz de las visiones conocidas y reaseguradoras de nuestra limitada identidad, el misterio tiene pocas posibilidades de ser tenido en cuenta.
La mente lo descarta llamándolo irreal y muchos seres temerosos de su influencia embanderan esta afirmación insostenible. Porque el misterio es la vida misma que se despliega más allá de los límites de los controles de la razón.
La vida  aconteció en tiempos que hoy siguen envueltos en el misterio. Muchas teorías elabora la mente pero sólo aquellos que se han atrevido a despojarse de la razón y a navegar en aguas oscuras adentrándose en la vastedad del mar, sin horizontes y sin orillas, han vislumbrado otras realidades. Han elegido perderse para después sorprenderse en un  reencuentro con lo misteriosamente olvidado.
El misterio invita a ser explorado, no explicado. La razón no es un instrumento adecuado para estos territorios. Su paulatina comprensión se revela en el transitar zonas y realidades oscuras, frías, insondables, intimidatorias, que producen incomodidad y temor. Nuestra vista no está acostumbrada a las penumbras y en sus dificultades de acomodación usa el intelecto como fuente de información. En estas geografías no se admiten las racionalizaciones y esto incrementa el dolor de un yo que no tolera entregar el control.
 ... Por eso "ten cuidado de la luna" no sea que recibas una invitación imposible de ser denegada pues ella te encontrará en tu menor descuido.
La luna gobierna los territorios del alma de la humanidad y sus movimientos afectan nuestra conciencia más allá de nuestro reconocimiento.
La luna es el cáliz donde brota nuestro inconsciente buscando su retorno a la luz, su legitimación e integración.
Por ello ten cuidado de la luna porque te arrebatará de la fortaleza que construiste para no dejarte bañar por su luz.
Pero siempre hay una noche donde nuestra alma empuja al rígido ego y se hace un lugarcito. Esa noche puede que seas rozado por el misterio. Si escuchas una voz que detiene tus pasos vuélvela silenciosa: es la voz del que no puede escucharse a sí mismo.
La sorpresa se te presentará. Seguramente será una cita con las diosas y brujas que habitan las tierras envueltas en las brumas del conocimiento. Tus ojos se acostumbrarán a descubrir la danza de la luna a través de la espesa neblina.
Déjame que te cuente un secreto: la luna te llevará a que atravieses la lección del agua. Con su fuerza arrebatadoramente insinuante te acompañará a la laguna azul, aquella de límpidas aguas. No te extrañes si sientes el impulso de beber precipitadamente. Ella te encandilará para que  lo hagas cuando percibas su resplandor dibujarse sobre las aguas. Déjate abrazar por este momento sagrado ... no huyas cuando veas tu rostro reflejado en el espejo del lago. Su luz purificará  tu visión para que puedas hacer añicos la ilusión que atesorabas con orgullo. Verás un rostro distinto al que usas para mostrarte al mundo. Quizás el recuerdo de tu rostro de niño te ayude a recordar cuando y porque necesitaste cubrirlo de otros rostros prestados.
Seguramente la luna atendió la intención de tu alma, oculta para tu ego consciente, y vino a tu encuentro, a tu silenciosa súplica. Cuando algo afecta nuestra conciencia todo se pone en marcha para una caminata hacia los territorios del alma.
El mensaje que transmiten aquellos que han recorrido algún paraje de sus propias almas es que sólo está permitido el acceso a los que se atreven en un sincero reconocimiento a ser atravesados por sus energías.

Entonces ... ten cuidado de la luna porque ella sabrá donde encontrarte. Puedes ocultarte bajo pesadas cobijas pero seguramente un rayo de su luz de plata penetrará en tu habitación . Tus sueños le darán la bienvenida, seguramente se agiten y te retuerces pero bajo su luz el rostro de tu verdad será develado.

Lic Annamaria Saracco

Nessun commento:

Posta un commento